Marimed home page MEDOCC

EN

Andalucia > Barbate

Barbate

Barbate

Situado en entorno que los griegos denominaron "Columnas de Hércules", el término municipal de Barbate con casi 142 Km. cuadrados y 25 Km. de costa, aparece como un enclave natural privilegiado en el Estrecho de Gibraltar. El sector pesquero, el más conocido ya sea por la pesca del cerco o por la milenaria técnica de la Almadraba, está dando paso a un desarrollo sostenible cada vez más importante.

El atún, pieza fundamental de la historia de Barbate, fue exportado desde nuestras costas por fenicios, griegos y romanos , siendo estos últimos los mayores consumidores de "Garum", una exquisita salsa que llegó a ser considerada como uno de los tesoros del Imperio Romano.

Fue por orden de Felipe II que se levantaron las torres-almenaras desde las que vigilar estas costas, las del Tajo, de Meca, y de Trafalgar. Esta última nos rememora la histórica batalla librada en estas aguas entre las flotas Españolas y Francesa contra la flota Inglesa en 1805.

El Castillo de las Almadrabas fue construido en el S. XV para proteger la costa de los piratas y está ubicado en la pintoresca población marinera de Zahara de los Atunes. El Faro de Trafalgar y las ermitas de San Paulino, de San Ambrosio y la Oliva, son otros monumentos de gran contenido histórico.

Barbate con sus 25 Km. de costa, nos ofrece playas de excepcional calidad, como Mangueta, Zahora, los Caños de Meca con un núcleo residencial de gran afluencia turística, en las que los manantiales de agua dulce brotan de entre las paredes de roca de sus acantilados, la Hierbabuena la playa de Nuestra Sra. Del Carmen - galardonada con premios de turismo de Andalucía-, la de Cañillos de Pajares y la interminable playa de Zahara de los Atunes.

Su puerto deportivo y pesquero goza de una posición estratégica como abrigo a los temporales de embarcaciones de ruta hacia el Mediterráneo y es de los que más tradición y riqueza pesquera goza en Andalucía.

El Parque natural de la Breña y Marismas de Barbate, con una extensión aproximada de 3800 hectáreas, se presenta como una auténtica reserva natural uniendo ecosistemas marinos y terrestres para formar un parque de extraordinaria importancia biológica. Con un espectacular acantilado y n extenso pinar piñonero que da abrigo a una flora de gran belleza y diversidad, disponiendo además de una red de itinerarios equipados y señalizados para uso público de gran interés ecológico y paisajístico.